Cáncer gastrointestinal

El cáncer gastrointestinal (GI) es la denominación de los cánceres que afectan al sistema digestivo (o el tracto gastrointestinal).

Esto incluye cánceres de

Intestino grueso (también conocido como intestino, colon y recto)

Intestino delgado

Ano

Vesícula biliar

Hígado

Páncreas

Estómago

Tipos

El cáncer de intestino también se conoce como cáncer colorrectal.

  • El intestino está formado por el intestino delgado y el grueso. Forma parte del sistema digestivo que conecta el estómago con el ano.
  • La mayoría de los cánceres intestinales se desarrollan a partir de pequeños crecimientos dentro del colon o recto llamados pólipos. Estos tienen la apariencia de pequeñas manchas en el intestino con forma de cereza. No todos los pólipos se tornan cancerosos.
  • La colonoscopia es una prueba en la que se inserta un tubo en el intestino para detectar pólipos.
  • Si los pólipos se detectan y eliminan, se reduce el riesgo de cáncer de intestino.

El cáncer colorrectal es el más frecuente en España.

  • Los cánceres de intestino delgado y anal son relativamente raros, con unos 400 nuevos diagnósticos al año de cada uno

El cáncer de vesícula es un cáncer de las vías biliares, que forman parte del sistema digestivo. Es uno de los tipos de cáncer más raros.

  • La vesícula almacena la bilis producida en el hígado antes de que pase al intestino delgado. La bilis ayuda a la digestión de los alimentos. Pasa a través de un tubo llamado conducto biliar común, que conecta la vesícula biliar y el hígado con el intestino delgado.
  • El cáncer de vesícula sucede cuando los tejidos del revestimiento de la vesícula se vuelven anormales y se multiplican. El tipo más común es el adenocarcinoma, que comienza en las células glandulares del revestimiento de la vesícula.
  • Desafortunadamente, para cuando la mayoría de las personas obtienen un diagnóstico de cáncer de vesícula, es frecuente que el tumor ya sea demasiado grande para ser extirpado o se haya extendido a otras áreas del cuerpo, lo que hace que sea muy difícil de tratar.

La mayoría de los cánceres de estómago se desarrollan en las células de la pared interna del estómago. El cáncer de estómago también se puede llamar “adenocarcinoma de estómago” o “cáncer gástrico”.

Este tipo de cáncer se desarrolla con bastante lentitud y pueden transcurrir años antes de que los síntomas se manifiesten.

El hígado descompone las grasas de los alimentos para que puedan ser absorbidos desde el intestino delgado. También ayuda a procesar las grasas y las proteínas, así como el alcohol, algunos medicamentos, toxinas y sustancias tóxicas. Almacena el glucógeno, formado por azúcares, para alimentar el cuerpo.

  • El cáncer de hígado primario es raro. Se desarrolla cuando las células del hígado se vuelven anormales y forman tumores malignos
  • El cáncer de hígado secundario, en el que el cáncer se ha extendido desde otro lugar en el cuerpo como el colon o el recto, es mucho más frecuente y le sucede a alrededor del 40% de las personas que tienen cáncer de intestino

El esófago es el tubo por el que se transporta la comida desde la boca hasta el estómago. Tiene tres secciones principales: superior, media e inferior. El cáncer esofágico puede desarrollarse en cualquier lugar a lo largo del esófago.

  • Las glándulas en la pared del esófago producen mucosidad, lo que ayuda a que los alimentos bajen más fácilmente al tragar
  • El cáncer que se desarrolla en el esófago se llama adenocarcinoma del esófago

El páncreas es una glándula delgada y grumosa que se encuentra entre el estómago y la columna vertebral. Mide unos 13 cm de largo y está unida por el conducto pancreático a la primera parte del intestino delgado.

El páncreas tiene dos funciones importantes:

  • Hace que las hormonas, incluida la insulina, controlen la cantidad de azúcar en la sangre.
  • Produce enzimas que ayudan a descomponer los alimentos para que el cuerpo pueda digerirlos.

El cáncer de páncreas comienza en el revestimiento del conducto pancreático y puede extenderse al resto del páncreas antes de pasar a los vasos sanguíneos y nervios circundantes. Puede obstruir el conducto biliar, provocando ictericia.

El cáncer que se desarrolla en el páncreas también puede extenderse a otras partes del cuerpo a través de la sangre o del sistema linfático.

El cáncer de intestino también se conoce como cáncer colorrectal.

  • El intestino está formado por el intestino delgado y el grueso. Forma parte del sistema digestivo que conecta el estómago con el ano.
  • La mayoría de los cánceres intestinales se desarrollan a partir de pequeños crecimientos dentro del colon o recto llamados pólipos. Estos tienen la apariencia de pequeñas manchas en el intestino con forma de cereza. No todos los pólipos se tornan cancerosos.
  • La colonoscopia es una prueba en la que se inserta un tubo en el intestino para detectar pólipos.
  • Si los pólipos se detectan y eliminan, se reduce el riesgo de cáncer de intestino.

El cáncer colorrectal es el más frecuente en España.

  • Los cánceres de intestino delgado y anal son relativamente raros, con unos 400 nuevos diagnósticos al año de cada uno

El cáncer de vesícula es un cáncer de las vías biliares, que forman parte del sistema digestivo. Es uno de los tipos de cáncer más raros.

  • La vesícula almacena la bilis producida en el hígado antes de que pase al intestino delgado. La bilis ayuda a la digestión de los alimentos. Pasa a través de un tubo llamado conducto biliar común, que conecta la vesícula biliar y el hígado con el intestino delgado.
  • El cáncer de vesícula sucede cuando los tejidos del revestimiento de la vesícula se vuelven anormales y se multiplican. El tipo más común es el adenocarcinoma, que comienza en las células glandulares del revestimiento de la vesícula.
  • Desafortunadamente, para cuando la mayoría de las personas obtienen un diagnóstico de cáncer de vesícula, es frecuente que el tumor ya sea demasiado grande para ser extirpado o se haya extendido a otras áreas del cuerpo, lo que hace que sea muy difícil de tratar.

La mayoría de los cánceres de estómago se desarrollan en las células de la pared interna del estómago. El cáncer de estómago también se puede llamar “adenocarcinoma de estómago” o “cáncer gástrico”.

Este tipo de cáncer se desarrolla con bastante lentitud y pueden transcurrir años antes de que los síntomas se manifiesten.

El hígado descompone las grasas de los alimentos para que puedan ser absorbidos desde el intestino delgado. También ayuda a procesar las grasas y las proteínas, así como el alcohol, algunos medicamentos, toxinas y sustancias tóxicas. Almacena el glucógeno, formado por azúcares, para alimentar el cuerpo.

  • El cáncer de hígado primario es raro. Se desarrolla cuando las células del hígado se vuelven anormales y forman tumores malignos
  • El cáncer de hígado secundario, en el que el cáncer se ha extendido desde otro lugar en el cuerpo como el colon o el recto, es mucho más frecuente y le sucede a alrededor del 40% de las personas que tienen cáncer de intestino

El esófago es el tubo por el que se transporta la comida desde la boca hasta el estómago. Tiene tres secciones principales: superior, media e inferior. El cáncer esofágico puede desarrollarse en cualquier lugar a lo largo del esófago.

  • Las glándulas en la pared del esófago producen mucosidad, lo que ayuda a que los alimentos bajen más fácilmente al tragar
  • El cáncer que se desarrolla en el esófago se llama adenocarcinoma del esófago

El páncreas es una glándula delgada y grumosa que se encuentra entre el estómago y la columna vertebral. Mide unos 13 cm de largo y está unida por el conducto pancreático a la primera parte del intestino delgado.

El páncreas tiene dos funciones importantes:

  • Hace que las hormonas, incluida la insulina, controlen la cantidad de azúcar en la sangre.
  • Produce enzimas que ayudan a descomponer los alimentos para que el cuerpo pueda digerirlos.

El cáncer de páncreas comienza en el revestimiento del conducto pancreático y puede extenderse al resto del páncreas antes de pasar a los vasos sanguíneos y nervios circundantes. Puede obstruir el conducto biliar, provocando ictericia.

El cáncer que se desarrolla en el páncreas también puede extenderse a otras partes del cuerpo a través de la sangre o del sistema linfático.

Busque un centro cerca de usted

GenesisCare Málaga

Calle Meridiana, 20, Cerrado de Calderón, 29018 Málaga

malaga@genesiscare.es

951 569 589

GenesisCare Alicante, Hospital Perpetuo Socorro

Calle Vázquez de Mella, 26, 03013, Alicante

alicante@genesiscare.es

965210055

GenesisCare Ávila, Clínica Santa Teresa

Avenida Santa Cruz de Tenerife, 11, 05005 Ávila

avila@genesiscare.es

920221450

GenesisCare Murcia

Carretera N-301-A KM 387,5. Cabezo Cortado, 30100, Murcia

murcia@genesiscare.es

968856390

GenesisCare Toledo

Carretera de la Peraleda, 5, 45004 Toledo

toledo@genesiscare.es

925252918

GenesisCare Talavera de la Reina

Calle Orfebres, S/N,Urbanización Las Moreras, 45600 Talavera de la Reina

talavera@genesiscare.es

925721599

GenesisCare Guadalajara

Calle Méjico esq. Calle Antonio Machado, 19004 Guadalajara

guadalajara@genesiscare.es

949207560

GenesisCare Guadalajara, Clínica La Antigua

Calle Constitución, 18, 19004, Guadalajara

la.antigua@genesiscare.es

949223600

GenesisCare Alcázar de San Juan

Calle Doctor Don Jesús González Merlo, 4, 13600 Alcázar de San Juan

alcazar@genesiscare.es

926588325

GenesisCare Madrid, Sede Corporativa

Calle de Emilio Vargas 16, 28043 Madrid

sedemadrid@genesiscare.es

915152000

GenesisCare Madrid, Arturo Soria

Calle Emilio Vargas, 16, 28043 Madrid

ort.arturosoria@genesiscare.es

915155354

GenesisCare Madrid, Hospital San Francisco de Asís

Calle de Joaquín Costa, 28, 28002 Madrid

GenesisCare Madrid, Hospital La Milagrosa

Calle de Modesto Lafuente, 14, 28010 Madrid

GenesisCare Madrid, Hospital Nisa Pardo de Aravaca

Calle de la Salle, 12, 28023 Madrid

aravaca@genesiscare.es

915129000

GenesisCare Madrid Centro Médico Mapfre Salud

Calle de Núñez de Balboa, 71, 28001, Madrid

nunezdebalboa@genesiscare.es

913964709

GenesisCare Sevilla

Calle Américo Vespucio, 31-33, 41092 Sevilla

sevilla@genesiscare.es

954467053

GenesisCare Córdoba, Hospital San Juan de Dios

Avenida del Brillante, 106, 14012, Córdoba

cordoba@genesiscare.es

957524188

GenesisCare Granada, Hospital La Inmaculada

Calle Dr. Alejandro Otero, 8, 18004, Granada

granada@genesiscare.es

958994800

GenesisCare Cádiz, Clínica La Salud

Calle Feduchy, 8, 11001 Cádiz

cadiz@genesiscare.es

956 60 43 73

GenesisCare Jerez de la Frontera

Calle Newton, 13, Jerez de la Frontera, 11407, Cádiz

jerez@genesiscare.es

956100711

GenesisCare Campo de Gibraltar

Avda. Carlos Cano, S/N, 11207 Algeciras (Cádiz)

campodegibraltar@genesiscare.es

956604373

GenesisCare Málaga, Oficinas

Calle Meridiana, 20, Cerrado de Calderón, 29018 Málaga

sedemalaga@genesiscare.es

952000518

GenesisCare Barcelona, Clínica Corachan

Carrer de Buïgas, 19, 08017 Barcelona